13 May

¿En qué consiste el estrés?

ANSIEDAD FOTO

Hoy quería hablar de una emoción que casi todos hemos podido experimentar alguna vez, EL ESTRÉS, estudios recientes de Naciones Unidas la denominan “La enfermedad del siglo XX”.
El estrés es un proceso que se inicia ante un conjunto de demandas externas a nosotros que piden que pongamos en marcha recursos de afrontamiento. Cuando la demanda (laboral, social, familiar etc.) es excesiva frente a los recursos de los que disponemos en ese momento, se dan respuestas de mayor intensidad (fisiológica) para poder emitir una respuesta adecuada.

Por tanto se podría decir que la reacción inicial de estrés es adaptativa y positiva, nos ayuda a poner en marcha respuestas para solucionar una situación.
¿Cómo funciona nuestro organismo?
Cuando nuestro cerebro percibe una amenaza o una situación novedosa éste manda señales al cerebro activando cada parte del cuerpo necesaria para emitir una respuesta de lucha o escape, por ejemplo, andamos por la calle y noS encontramos a un león, ¿cómo respondería nuestro organismo?:

– La Respiración sería más profunda y rápida: Asegura un gran suministro de oxígeno a los músculos para luchar o salir corriendo.
– Aumentamos la Tensión muscular: Prepara a los músculos para la acción que emprenderá a continuación.
– Tenemos Sudor frío: Esto se produce como una preparación para el sudor cálido de la tensión muscular.
– Constricción de los vasos sanguíneos periféricos (manos y pies): La sangre se dirige a los órganos centrales, corazón, pulmones, riñones, dejando a las manos y pies sin aporte sanguíneo y por éste motivo se muestran fríos.
– Escalofríos y erizamiento del vello: ayuda a conservar el calor y proteger al cuerpo de la amenaza aumentada de frio causada por la constricción de los vasos sanguíneos periféricos.
– Dilatación de las pupilas: Esto permite una mejor visión de los peligros amenazantes
– Suspensión de la actividad digestiva: la sangre se dirige también a los músculos para prepararse para la acción dejando la digestión para otro momento, el cerebro no considera necesario éste proceso cuando percibe un peligro y por eso se pueden producir un corte de digestión por ejemplo cuando recibimos una noticia impactante.
– Boca seca debido al flujo disminuido de saliva: Acompaña al flujo disminuido de jugos gástricos en el estómago cuando se suspende la actividad digestiva.

Estas reacciones del organismo no parecen exageradas cuando nos encontramos a un león, sería lógico pensar que tenemos que huir o escapar y así lo entiende nuestro cerebro, pero ¿qué pasa cuando te despiden del trabajo, nos mudamos de casa, tenemos problemas o discusiones familiares?, que nuestro cerebro y organismo reacciona igual que al encontrarnos a un león, en un primer momento se activa el mismo mecanismo de lucha/huida hasta que valoramos la situación.

Si la valoración que realizamos de la situación es irrelevante o la vemos como un desafío, ponemos en marcha el mecanismo para resolver el problema y nos relajamos, pero si seguimos en alerta de forma constante, valorando las situaciones como amenazantes nuestro organismo se agota, y podríamos hablar de la aparición de enfermedades físicas: hipertensión, úlcera de estómago, fibromialgia, etc y psíquicas: olvidos frecuentes, pérdida de energía, vulnerabilidad ante las críticas, irritabilidad, tensión, aumento del consumo de sustancias perjudiciales, trastornos de ansiedad, etc.

¿Qué es lo que podría ayudarnos a reducir las consecuencias negativas del estrés?

• Compartir nuestras preocupaciones.
• Practicar alguna técnica de relajación y ejercicio físico.
• Establecer metas realistas y una planificación del tiempo de ocio y de trabajo.
• Si ves que los problemas te desbordan, Pide ayuda

facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.